Redes destacadas 2016 (PROTOZOOVAC)


Las enfermedades producidas por parásitos en el ganado bovino son responsables de importantes pérdidas económicas a nivel mundial ya que afectan la eficacia reproductiva del ganado. La Red PROTOZOOVAC trabaja para mejorar los métodos de diagnóstico y control de estas enfermedades, conocidas como protozoosis reproductivas, en los países iberoamericanos.  

Uno de los logros de PROTOZOOVAC y un paso fundamental en el control de las protozoosis es la estandarización de técnicas de diagnóstico, ya que se trata de enfermedades cuyos síntomas clínicos, cuando los hay, son poco notables y pueden confundirse con otras patologías. Contar con protocolos unificados para la toma y análisis de muestras permite obtener resultados inequívocos y comparables entre los distintos países y así establecer cómo se expanden estas enfermedades y cuáles son las barreras para detenerlas.

En el caso de la neosporosis bovina, enfermedad responsable de la pérdida de más de un billón de dólares a nivel mundial, la red puso en marcha un procedimiento para equiparar técnicas de detección mediante anticuerpos estableciendo parámetros reproducibles entre sus laboratorios. En cuanto a la tricomonosis bovina, que puede provocar hasta el 70% de pérdidas económicas en algunos rebaños, se han elaborado protocolos de toma de muestras en el toro, aislamiento del parásito en cultivos y detección por PCR, una técnica de diagnóstico molecular que resulta muy sensible para la detección del parásito. También se han llevado a cabo estancias formativas que permiten a los investigadores capacitarse en la utilización de estas técnicas y se ha producido un video divulgativo sobre recogida de muestras: Ver video

Por otra parte, la besnoitiosis bovina es una enfermedad emergente en Europa y de situación desconocida en los países iberoamericanos. La Red ha puesto a punto técnicas de diagnóstico específicas y ha difundido información epidemiológica y clínica para su detección precoz en el área iberoamericana.

Otro aspecto fundamental para el control de estas enfermedades es el desarrollo de fármacos y eventualmente vacunas. Hasta hace un tiempo únicamente existían estudios in vitro para medir la eficacia de distintas drogas ante las protozoosis. Sin embargo, gracias al aporte de PROTOZOOVAC ha sido posible desarrollar un modelo experimental de las enfermedades en animales vivos lo que permite obtener resultados de forma ágil y robusta con beneficios inmediatos para los países implicados. A raíz de esto, la red ha sido contactada por la Universidad del Estado de Washington (Estados Unidos) para realizar estudios de fármacos utilizando el modelo experimental desarrollado en el marco de un proyecto financiado por el Instituto Nacional de Salud (NIH) y el Departamento de Agricultura (USDA) de Estados Unidos.

PROTOZOOVAC ha promovido la transmisión de sus resultados a los sectores empresariales de diagnóstico y comercialización de vacunas. Con este fin ha dictado numerosos cursos internacionales y talleres con presencia de académicos, organismos oficiales responsables de la Sanidad Animal, veterinarios clínicos, laboratorios de diagnóstico y empresas del sector farmacéutico de elaboración de pruebas diagnósticas. Laboratorio Azul, un grupo argentino de laboratorios privados de diagnóstico, y la empresa Thermo Fisher se incorporaron a la red en su tercer año de funcionamiento, mientras que las empresas Hipra e Ingenasa colaboraron en la red desde sus inicios.

Durante su actuación la red ha generado una abundancia de conocimiento que se traduce en un importante número de trabajos científicos, tesis de posgrado, estancias de investigación, proyectos financiados y publicaciones conjuntas en revistas arbitradas. La red mostró un importante crecimiento desde sus orígenes, contando en su año final con 90 investigadores y 14 grupos de Argentina, Brasil, Chile, Costa Rica, España, Méjico, Perú y Uruguay. Recientemente, un grupo de Colombia ha solicitado su incorporación a la Red.